21 Nov

Tus ojos de esperanza

Esperanza, que nunca te marchitas porque mientras estés viva serás una fiel compañera…

TUS OJOS DE ESPERANZA

Observé tus ojos de esperanza.
Observé tus manos de añoranza,
tu corazón rebosante de danza,
tus sentires llenos de enseñanza.

Tu mirada siempre llena de amor
me cautiva y me llena sin temor.
Tu dulce semblante lleno de color
suave como el rozar de tu amor.

Amapola es tu olor
de andanza y humor.
Mariposa es tu rubor,
tu gran señal y tu valor.

Caminas de mi mano bien unida
a tu alma digna y bien asida.
Eres el gran premio siempre de ida
porque jamás te sientes de partida.

Guardas en tu ser tu bello parecer,
tus emociones que sólo saben renacer
llenas de amor infinito y sin perder
jamás la mínima humildad del ser.

Das a esa rara naturaleza
tu ensalce de vida sin dureza.
Con tu grandiosa y pura belleza
engrandeces sin ninguna tristeza.

Eres la energía llena de fuego,
el fulgor caminante de sosiego
que resbala su amor y su ego
por la silueta de su gran trasiego.

Llevas tu buen corazón en tus labios
repletos de besos y besos sabios
que se posan expertos sin agravios
sobre mi cuerpo limpio de enlabios.

Alma de tu alma y de la mía es
nuestro inmenso querer y siempre es.
Somos uno entre los dos y bien es
lo mejor de la fuerza es lo que ves.

Unido en vida nuestro destino
seguirá vagando sin fin con tino.
Jamás abandonará nuestro sino
ni el último aliento divino.

Tesoro amado siempre al lado
tu voz cálida de enamorado.
Eres mi gran príncipe encantado
pero sin castillo ni principado.

Sólo necesito tu bello hacer,
tu ardor y tu sincero parecer.
Diste esperanza al atardecer
para nunca tener que entristecer.

Hasta siempre, mi gran único amor,
mi confianza y mi mejor interior.
Mi vida contigo es siempre calor.
Vivir junto a ti es un gran honor.

Copyright © 2019 María Luisa Alejandro Usero. Todos los derechos reservados

Audio del texto

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.