17 Mar

Y vosotros, ¿cómo y dónde leéis?

Leer es una acción muy personal y todos tenemos nuestros hábitos y manías. ¿Cuáles son las vuestras?

Y VOSOTROS, ¿CÓMO Y DÓNDE LEÉIS?

«Todos tenemos nuestras «manías» a la hora de ponernos a leer. Algunos lo hacemos en la cama, antes de dormir. Otros en su sofá o sillón favorito después de la comida o cena. Otros sentados en el balcón o en el patio de su casa. Las formas son diversas como diferentes son las personas.

La forma de leer y el lugar dicen mucho de nosotros. Son reflejo de nuestra profunda personalidad. Estos actos los realizamos sin darnos cuenta porque los hemos automatizados. Sin embargo, si nos analizamos, veremos que las razones están en nosotros.

A mí me suele gustar leer antes de dormir. Debo confesar, que muchas noches estoy tan cansada que se me cierran los párpados antes de leer un par de páginas. Pero también, me es imposible conciliar el sueño si no he tomado un libro y he recorrido al menos, una de sus páginas.

Estos días tenemos más tiempo para realizar esta actividad y a cualquier hora del día si no podemos salir a trabajar. ¡Qué satisfacción sentarnos en nuestro rincón favorito y bucear en las historias que hacemos nuestras! ¡Qué felicidad vivir unas vidas que nos hacen soñar!

Sea cual sea nuestro hábito, aumentemos su cantidad porque leer es sobrevivir. Y lo digo por experiencia. Los libros me han salvado la vida en más de una ocasión. Son mis compañeros de vida, fieles e irreemplazables.

Los niños sin clase también necesitan leer. Y si no les gusta, qué mejor ocasión para leer juntos e inculcarles las maravillosas historias que encierran los libros. Juguemos a leer, a interpretar los personajes de los mismos, organicemos «mini teatros» caseros reescribiendo libros con diálogos escritos con nuestras palabras. A ellos les encanta meterse en la piel de otros personajes. Son unos artistas natos. ¡Tienen tanta imaginación!

El género de nuestras lecturas favoritas es independiente al placer. Cada uno disfruta con el que le hace vibrar, le llega muy adentro. Es cuestión de gustos y perspectivas. Todos son interesantes y no debemos desechar ninguno.

Mis favoritos son los históricos. ¡Y eso que de pequeña odiaba la historia! Pero ahora disfruto y aprendo en cada renglón. Me deleito con cada frase que me hace viajar a otras épocas remotas o no.

Aprovechemos esta oportunidad para releer nuestros antiguos ejemplares. Seguro que nuestras bibliotecas están repletos de ellos. Si no las tenemos organizadas, qué mejor momento que éste. Clasifiquémolos por géneros, autores, orden alfabético… Hagamos un registro ordenado para poder localizarlos con facilidad.

En estos momentos de confinamiento, la imaginación está al poder. Tenemos que llenar nuestros días y nuestras frágiles mentes, con actividades planificadas para no perder la calma y agobiarnos demasiado. El tiempo pasará más rápido y de la mejor manera posible.

Leamos pues, y por qué no: leamos en grupo si podemos, aunque sea online o por videollamada. Hoy en día tenemos la suerte de vernos aunque estemos lejos. Utilicemos todos los medios para sentirnos cerca».

Copyright © 2020 María Luisa Alejandro Usero. Todos los derechos reservados.

Audio del texto

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *